martes, 12 de julio de 2011

1852 Nació el 12 de julio Juan Hipólito del Sagrado Corazón de Jesús Yrigoyen Alem. DON HIPÓLITO YRIGOYEN

Escrito por MIguel Landro Lamoureaux
  Nació el 12 de julio de 1852 y falleció el 3 de julio de 1933. Hijo de Martín Yrigoyen y de Marcelina Alem.  Su padre era un inmigrante de origen vasco francés que se casó con la hija de Leandro Alem , padre de Leandro N. Alem y abuelo de Hipólito Yrigoyen.
  Juan Hipólito nació y se crió en el suburbio de Balvanera, cuidad de Buenos Aires.
Siguiendo a su tío, Leandro N. Alem , comienzan su vida política como miembros del Partido Autonomista, conducido por Adolfo Alsina.
 Un partido de base popular enfrentado al Partido Nacional de Bartolomé Mitre.
  En 1872, cuando Alem es elegido diputado provincial, Hipólito Yrigoyen, con 20 años, fue nombrado gracias a la influencia de su tío, Comisario (Policía) de Balvanera.
  En 1877 Alem e Yrigoyen se enfrentan con el sector oficial del Partido Autonomista, llevando como candidato propio a Aristóbulo del Valle y sosteniendo una actitud de intransigente oposición a los acuerdos entre dirigentes.
  El enfrentamiento interno termina con la exoneración de Yrigoyen. Al año siguiente Yrigoyen es elegido diputado provincial por el Partido Republicano, pero muerto Alsina, retorna al autonomismo.
  Yrigoyen ingresó también a la masonería de la mano de su tío.
  Al federalizarse Buenos Aires y frente a la llegada de Julio A. Roca a la presidencia, Alem abandona la política, en tanto que Yrigoyen acepta la federalización y resulta elegido diputado nacional por el ahora reorganizado Partido Autonomista Nacional en 1880, siguiendo a Roca.
 Dos años más tarde , desencantado de Roca, abandona la política.
  Para 1882, Yrigoyen había finalizado las materias teóricas de la carrera de Abogacía en la Universidad de Buenos Aires .
  Años atrás había trabajado en el estudio jurídico que compartían Leandro Alem y Aristóbulo del Valle, pero nunca disfrutó la abogacía.
  Con 30 años, era una persona de escasos recursos, que había comenzado a trabajar como profesor de Historia Argentina, Instrucción Cívica y Filosofía en el Colegio Normal de Maestras, designado por Sarmiento, y que seguía viviendo en la casa de su tío. Los salarios que percibía eran donados al Hospital de Niños.
  En ese momento descubre el pensamiento filosófico de Krause, a través de los krausistas españoles: Ahrens y Giner de los Ríos, que influirán considerablemente en sus ideologías.
  En 1883 emprende su negocio propio dedicándose enteramente a la invernada de vacunos.
  Compró tres estancias: El trigo ( provincia de Buenos Aires), La Seña ( San Luis) y El quemado ( cerca de Bahía Blanca). Yrigoyen realizó una verdadera fortuna de varios millones de pesos que fueron utilizados casi completamente en la actividad política.
Su relación con las mujeres ha sido sumamente discutida y atacada públicamente por sus opositores. Yrigoyen mantuvo una gran cantidad de aventuras amorosas.
  En una de esas relaciones informales tuvo una hija que lo acompañó en toda su vida: Elena Irigoyen.
  Nunca admitió tener otros hijos, aunque se sabe que tuvo muchos más, al menos seis.
  En 1889 se mudó a su propia casa, frente a lo que hoy es la Plaza de los dos Congresos en la Ciudad de Buenos Aires, en la calle que lleva su nombre, al 1.600.
  Por esa época entabla una profunda amistad con Carlos Pelegrini y Roque Sáenz Peña.
Elena

La lucha armada (1890-1912)

  Participó activamente en la Revolución de 1890 y en la de 1893.
 En esta última organizó, condujo y financió un ejército radical de 8.000 hombres.
  Fue uno de los fundadores, siguiendo a su tío y a Aristóbulo del Valle, tanto de la Unión Cívica como de la Unión Cívica Radical .
  A pesar del afecto que sentía por su tío, desconfiaba de sus condiciones para el liderazgo, lo que lo llevó a enfrentarse políticamente y a organizar la Unión Cívica Radical de la provincia de Buenos Aires como un partido político autónomo.
  Tras el suicidio de su tío Leandro Alem y la muerte de Aristóbulo del Valle( 1886), Hipólito Yrigoyen, profundamente en desacuerdo con la orientación acuerdista que le impone Bernardo de Irigoyen, disuelve el Comité de la UCR de la provincia de Buenos Aires, debido a lo cual el partido radical dejó prácticamente de existir.
  En 1903 Yrigoyen comienza a reorganizar la UCR y financia las campañas políticas con su propio dinero, como la Revolución de 1905, que fracasa.
  Sin embargo, el miedo a un nuevo levantamiento armado de Yrigoyen, lleva a su amigo y presidente de la Nación, Roque Sáenz Peña, a sancionar la Ley del Voto Secreto en 1912, más conocida como Ley Sáenz Peña, que lo llevará a la presidencia en 1916.

Primera presidencia de Yrigoyen (1916-1922)

  El impulso inicial de la conquista de los derechos democráticos se ve frenado al no controlar el Senado y la gobernación de muchas provincias.
  Yrigoyen recurre a la intervención federal, ahondando el enfrentamiento con los sectores conservadores.
  En lo económico, el gobierno de Yrigoyen se caracterizó por su "Plan de Tierra y Petróleo", en el que el Estado se reserva un rol de intervención decisivo.
  El radicalismo mostró una tendencia económica que se apartaba del liberalismo clásico, a partir de la idea de intervención del Estado en la economía. En los fundamentos al voto de la ley ferroviaria de 1920, Yrigoyen dice:
  "La política del P.E. es mantener en poder del Estado la explotación de fuentes naturales de riqueza, cuyos productos son elementos vitales del desarrollo del país. El Estado debe adquirir una posición cada día más preponderante en las actividades industriales que respondan principalmente a la realización de servicios públicos".
  La decisión más destacada y de la cual el radicalismo habría de hacer una bandera, fue la creación en 1922 de la empresa estatal petrolera Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPF) , que en el futuro sería la más grande del país con 50.000 empleados, designando al General Enrique Mosconi al frente de la misma y abriendo toda una línea de políticas económicas nacionalistas.
  También se llevan a cabo una serie de leyes de arrendamientos rurales para proteger a los colonos y chacareros frente a los grandes propietarios de tierra. Se reorganiza el Banco Hipotecario Nacional para que apoye crediticiamente a los pequeños propietarios rurales.
  En 1918, por primera vez, el Estado interviene como vendedor único de la cosecha de cereales al exterior.
  Adicionalmente, se crea la Marina Mercante Nacional.
  Yrigoyen impulsó una política de expansión y fortalecimiento de los ferrocarriles estatales y se enfrentó con las poderosas empresas ferroviarias extranjeras, al vetar la ley de formación de una empresa de ferrocarriles mixta, sancionada por la oposición.
  Construye el conocido Tren de las Nubes (Huaytiquina), del Ferrocarril General Belgrano, conectando Salta con el océano Pacífico en Antofagasta (Chile).
  En cuanto a la educación, estalla en Córdoba el movimiento de Reforma Universitaria de 1918.Yrigoyen apoya los reclamos de autonomía universitaria y aprueba los primeros estatutos reformistas.
  La política internacional de Yrigoyen fue motivo de fuertes discusiones, incluso en el seno del radicalismo.
  Yrigoyen básicamente sostuvo una política de fuerte acento sobre la independencia e igualdad de las naciones frente a las grandes potencias, que la oposición interna y extrapartidaria criticaba sosteniendo que llevaría al aislamiento del país .
  Sobre esa base:

- Mantuvo la neutralidad en la Primera Guerra Mundial pero con fuertes reclamos de los países beligerantes de ambos bandos.
- En 1917 convocó a un Congreso de Naciones Latinoamericanas no beligerantes para fijar una posición común frente a la Primera Guerra Mundial, que fracasó debido a la fuerte oposición de Estados Unidos.
- Frente al Tratado de Versalles y la creación de la Liga de las Naciones, la posición argentina del gobierno radical sostuvo la separación entre ambos actos: el Tratado era una cuestión que debería limitarse a los países que lucharon, la Liga de las Naciones, por el contrario, debería ser una asociación igualitaria y voluntaria de todas las naciones del mundo, hecho que llevó a un polémico retiro de la delegación argentina.
  La política laboral del gobierno radical fue sumamente contradictoria.
  Por un lado impulsó la sanción de leyes laborales y envió al Congreso un proyecto de Código de Trabajo, reclamado por los socialistas y el movimiento obrero.
  Actuó como mediador en numerosos conflictos laborales, promoviendo la negociación de acuerdos basados en la justicia social.
  Pero, por otro lado, mantuvo relaciones muy conflictivas con el Partido Socialista, que tenía una importante representación parlamentaria, y con el sector mayoritario del movimiento obrero, negándole a la FORA su derecho de representar a los trabajadores argentinos en el acto de constitución de la OIT (1919), por lo que el gobierno argentino fue seriamente reprendido por el organismo internacional.
  Se disolvió la Federación de Obreros Petroleros (FOP) y reprimió las protestas en YPF.
  Durante su gobierno se producen las más grandes matanzas obreras de la historia. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario