miércoles, 20 de abril de 2011

EDUARDO DUHALDE DEJA EL PJ DISIDENTE Y VA A ELECCIONES CON OTRO SELLO

Por Nicolás Lantos
“La interna ya fue.” Aunque piensa esperar hasta después de la reunión que la Mesa Coordinadora llevará a cabo el lunes para hacer oficial su salida de ese espacio, Eduardo Duhalde tiene decidido dar un paso al costado y reencauzar sus aspiraciones presidenciales a través de Unión Popular, un sello de goma cuya titularidad asumirá con un nuevo acto de lanzamiento la semana que viene. A partir de ahí, buscará articular alrededor suyo a buena parte de la oposición para intentar forzar un ballottage en octubre. Con este objetivo, ayer difundió una encuesta que lo muestra segundo en la intención de voto, a una buena distancia de Cristina Fernández, pero por encima de Mauricio Macri y Ricardo Alfonsín.
“Duhalde es el candidato a presidente por Unión Popular. Seguimos trabajando en eso y en la realización de posibles acuerdos programáticos con sectores de la oposición”, anticipó Carlos Brown, jefe de campaña del hombre de Lomas de Zamora, que aunque advirtió que “hay que actuar con mayor cuidado y esperar que haya una resolución por parte de la Mesa Coordinadora”, se mostró “descreído de la posibilidad de una continuidad”. En diálogo con Página/12 confirmó que la UP es la “herramienta electoral” elegida por el duhaldismo con la que irá a las primarias establecidas por la ley para agosto.
“La decisión es avanzar con Unión Popular sin por esto renunciar al espacio del Peronismo Federal –agregó el ex titular de la SIDE Miguel Angel Toma, hombre de consejo de Duhalde–. Desde ahí, tratar de armar el más amplio frente posible de partidos y sectores productivos, un acuerdo basado en acuerdos programáticos.”
La orden que bajó Duhalde fue la de dedicar todos los esfuerzos en tender lazos con otros sectores de la oposición para llegar a agosto con un pacto: competir entre ellos bajo un solo paraguas y apoyar en octubre que se imponga en esa “semifinal” improvisada. “Sería el campeón de la oposición contra el campeón del oficialismo”, es una imagen que gustan repetir.
“No concibo límites”, se jactó Duhalde, consultado en una entrevista barrial por las fronteras ideológicas de este eventual acuerdo. “Los límites para mí son los sectores antidemocráticos de derecha e izquierda”, entre los que incluiría al kirchnerismo. “No necesariamente debe haber un acuerdo electoral”, aclara, sino una multitud de ofertas con una serie de “acuerdos en políticas de Estado” que se comprometen a cumplir a cambio del apoyo de aquellos que queden en el camino.
Así, intenta establecer “coincidencias básicas” entre justicialistas disidentes, radicales, socialistas, macristas y el GEN de Margarita Stolbizer y, lo que es todavía más improbable, que el electorado de todos esos partidos obedezca el mandato de sus referentes de emitir sufragio en ese sentido. “¿Se imaginan a un votante de Binner poniendo una boleta de Macri o a uno del GEN votando a Duhalde?”, preguntó este diario. “Sí”, fue la respuesta unánime que dio del entorno del ex interino.
Para picar en punta en la conducción de este espacio virtual, Duhalde comenzó a difundir una encuesta realizada por la consultora de Julio Aurelio en la que aparece segundo en intención de voto para octubre, superando a Mauricio Macri y Ricardo Alfonsín, aunque todavía lejos de un escenario de ballottage. Aunque no se han difundido las cifras exactas ni las especificidades técnicas del estudio, el entorno del ex presidente interino dejaron caer que Duhalde mediría unos 16 puntos porcentuales, seguido de cerca por el jefe de Gobierno porteño y por el diputado nacional por la UCR. Eso sí, se cuidaron muy bien de indicar cuánto le da ese sondeo a Cristina Fernández, que ante un escenario tan polarizado tendría al alcance de la mano la victoria en primera rueda.

No hay comentarios:

Publicar un comentario