domingo, 30 de diciembre de 2012

Cristina, primera en todo

En una encuesta realizada en territorio de la provincia de Buenos Aires, la Presidenta reúne un 70% entre quienes apoyan total o parcialmente las medidas de gobierno tomadas en lo que va de su actual mandato.

A catorce meses de haber ganado las elecciones presidenciales, Cristina Fernández de Kirchner sigue siendo la figura política que más adhesión genera en el territorio bonaerense, mantiene un alto porcentaje de fidelidad de quienes la votaron y alcanza el 70% entre quienes adhieren total o parcialmente las medidas de Gobierno adoptadas en su segundo mandato. Estos son algunos de los datos que surgen de la encuesta realizada por la consultora Demographia sobre una muestra de 624 habitantes pertenecientes al primer y segundo cordón del conurbano bonaerense y a municipios de más de 80.000 habitantes.
Otro capital que Cristina Fernández mantiene casi inalterable desde octubre del año pasado tiene que ver con la intención de voto, que se no se ha modificado sustancialmente. “Cristina no sólo continuaría ganando con comodidad sino que sumaría más votos que quienes fueron oponentes en las últimas elecciones”, señala el estudio. “Si se consideran los votos positivos, la actual Presidenta obtendría un caudal de votos del 56,9%, valor similar al registrado en octubre de 2011”, completa. La mandataria mantiene un alto grado de fidelidad con respecto al voto, ya que “tres de cada cuatro personas que votaron a Cristina en octubre de 2011 volverían a votarla hoy, mientras que uno de cada ocho votaría a otro candidato y una porción algo mayor no lo define”. Con respecto a los votantes de candidatos opositores, cuatro de cada cinco volverían a votar a otro opositor en tanto que uno de cada cinco no lo tiene definido.
De acuerdo con el relevamiento, frente a la pregunta acerca de con qué dirigente se siente mas identificado politicament, tres de cada diez bonaerenses se sienten identificados con Cristina Fernández. “Esta adhesión es mayor entre los hombres, los habitantes del segundo cordón del Conurbano y las personas de nivel socioeconómico medio y bajo”, asegura. Como contraparte, la suma de todos los dirigentes nacionales de la oposición apenas consigue la adhesión del 21,5% de los consultados. El jefe de Gobierno porteño, Mauricio Macri, con el 6,5%, y el ex gobernador de Santa Fe, Hermes Binner, el 5,4%, son los que encabezan la lista de los dirigentes opositores. Por su parte, uno de cada cinco bonaerenses no se identifica con ninguna figura política.
Con respecto a los dirigentes de la provincia, el intendente de Tigre, Sergio Massa (13,8%), y el gobernador Daniel Scioli (10, 8%) son los que encabezan las preferencias de los bonaerenses. De acuerdo al trabajo de Demographia, “al igual que en el caso de los principales dirigentes opositores, la performance de Massa y Scioli mejora entre quienes se informan a través de medios críticos al Gobierno Nacional, entre las mujeres y entre quienes residen en el primer cordón del Conurbano”.

Apoyo a la gestión
 Frente a las medidas adoptadas por el Gobierno Nacional en este primer año de gestión, entre los que están a favor y los que aprueban parcialmente, el segundo gobierno de Cristina Fernández consigue una adhesión cercana al 65%. Los que están a favor de todas las medidas, representan el 29,4% de los consultados. En tanto, que los que están de acuerdo con algunas medidas y en desacuerdo con otras representan el 34,5%. Los que están en contra de todas o la mayoría de las medidas oficiales representan el 30%.
“Así, los dos primeros grupos presentan posiciones definidas, con la diferencia de que en el primero de ellos la figura de la Presidenta resulta el gran aglutinador, en tanto que entre quienes están mayoritariamente en contra ningún líder político logra convocarlos: el 30% de ellos no se identifica con nadie, el 10% escoge a Macri y el 8% a Binner, mientras que Massa logra el 18% de las adhesiones y Scioli el 9%”, asegura el informe.
Con respecto a los que están a favor de algunas medidas y en contra de otras, “es el grupo que probablemente defina futuras contiendas electorales y a la vez, con toda certeza, resulta el grupo con mayor volatilidad en su adhesión política, eligiendo de acuerdo con la situación coyuntural antes que a definiciones políticas precisas”, indica el estudio de Demographia. Dentro de este grupo, si las elecciones de Octubre de 2011 fuesen hoy, el 33% de los votantes votaría a Cristina y el 18% lo haría por Binner, mientras que más de un tercio no se define. Desde otra perspectiva, el 27% de este grupo hoy se identifica políticamente con Cristina, en tanto que la suma de las adhesiones a todos los referentes de la oposición alcanza al 24%, concluye el estudio.

No hay comentarios:

Publicar un comentario